El 90% de ellos se utilizará para financiar el gasto militar de Kiev, el 10% restante se destinará a la reconstrucción.

Según la decisión de la Unión Europea, Ucrania recibirá en julio 1.500 millones de euros en ingresos procedentes de activos rusos inmovilizados, según informó el Ministerio de Finanzas de Ucrania.

«La UE acordó asignar los ingresos de los activos rusos inmovilizados, por valor de 1.500 millones de euros. Se espera que Ucrania reciba los fondos en julio de 2024», dijo el ministerio en un comunicado publicado en su sitio web.

El 90% de ellos se utilizará para financiar el gasto militar de Kiev, el 10% restante se destinará a la reconstrucción.

La UE, EEUU, Japón y Canadá se apoderaron de los activos de Rusia por valor de unos 300 mil millones de dólares después del inicio de la operación militar especial. De esta cifra, entre 5 y 6 mil millones de dólares se encuentran en Estados Unidos, y la mayor parte en Europa, incluida la plataforma internacional Euroclear en Bélgica (allí se almacenan 210 mil millones de dólares).

Anteriormente, la Comisión Europea aprobó una propuesta para utilizar los ingresos de los fondos rusos incautados para brindar asistencia a Kiev. El Congreso de los Estados Unidos aprobó un paquete de proyectos de ley sobre la prestación de asistencia militar a Israel, Taiwán y Ucrania, así como sobre la confiscación de los activos congelados de Rusia para su transferencia real a Kiev.

La decisión del Grupo de los Siete (G7) de utilizar los ingresos de los activos rusos incautados en Occidente para las necesidades de Ucrania es un paso ilegítimo, dijo sobre el tema en un comentario el embajador ruso en Washington, Anatoli Antonov.

«La decisión del G7 de utilizar los ingresos de los activos rusos para las necesidades de Kiev es un paso ilegítimo. Hay claramente un motivo político: apoyar al régimen agonizante de Kiev, al que no le importa el destino de los ucranianos comunes y corrientes que mueren por miles en el campo de batalla», según el comentario del diplomático publicado en el canal Telegram de la embajada rusa.

Como señaló Antonov, el G7 no quiere cambiar la situación en el mundo. Niega el colapso del «orden basado en reglas» y se aferra a sus fragmentos. «(El G7) se hunde cada vez más en el abismo de la crisis ucraniana, de la que los principales Estados occidentales ya no pueden salir«, subrayó el funcionario.

Antonov también señaló que el préstamo propuesto por el G7 para Ucrania está garantizado con dinero robado y Estados Unidos está tratando de obligar a sus satélites a asumir la responsabilidad.

«En Europa no ven el peligro de las políticas estadounidenses que intentan obligar a los satélites a asumir la responsabilidad de un préstamo garantizado con dinero robado«, dijo el diplomático. «Esto no es un préstamo en absoluto, sino una mentira común y corriente. Los fondos se perderán en el abismo sin fondo y sin esperanza del presupuesto de Kiev, a causa del robo y la malversación», subrayó Antónov.

«Quizás habría que añadir contratos rentables para la industria de defensa estadounidense. ¿Quizás todo esto ya pasó del deseo de Washington de compensar sus fracasos económicos mediante inyecciones adicionales en el negocio nacional de armas?«, señaló el embajador ruso.

Los líderes del G7, en una cumbre celebrada en Italia el 13 de junio, llegaron a un acuerdo para asignar 50.000 millones de dólares a Ucrania procedentes de las ganancias de los activos rusos congelados hasta finales de 2024.

Los ingresos de los activos rusos congelados se utilizarán para la defensa y el presupuesto de Ucrania: G7.

El Grupo de los Siete (G7) proporcionará 50 mil millones de dólares adicionales a Ucrania utilizando los ingresos de los activos congelados de Rusia para financiar su industria de defensa, gastos presupuestarios y esfuerzos de reconstrucción, dijeron los líderes del G7 en una declaración conjunta después de su cumbre en Italia.

«Tenemos la intención de desembolsar este financiamiento a través de múltiples canales que dirijan los fondos a las necesidades militares, presupuestarias y de reconstrucción de Ucrania, dentro de las limitaciones de nuestros respectivos sistemas legales y requisitos administrativos», dice el documento.

El G7 se comprometió a fortalecer la Plataforma de Coordinación de Múltiples Donantes de Ucrania «para ayudar a coordinar el desembolso de fondos y garantizar que se alineen con las necesidades más prioritarias de Ucrania a un ritmo que pueda absorber eficazmente».

«Esto desempeñará un papel clave en el avance de las reformas de Ucrania en línea con su camino europeo». «A la luz de lo anterior, encargamos a nuestros ministros y funcionarios pertinentes que pongan en práctica estos compromisos a tiempo para que ERA comience a desembolsar antes de fin de año», dijeron los líderes.

El tema ucraniano estuvo en el centro de atención en la cumbre, a la que asistió el líder ucraniano Volodimir Zelenski.

En su declaración final, los líderes del G7 acordaron proporcionar a Ucrania 50.000 millones de dólares utilizando los ingresos de los activos congelados de Rusia para finales de 2024 «con vistas a apoyar las necesidades actuales y futuras de Ucrania frente a una defensa prolongada contra Rusia«.

Con ese fin, lanzará «Préstamos Extraordinarios de Aceleración de Ingresos (ERA) para Ucrania», con el fin de poner a disposición de Ucrania aproximadamente 50 mil millones de dólares en financiación adicional para finales de año.

El comunicado dice que los activos soberanos de Rusia, confiscados por instituciones financieras occidentales, permanecerán inmovilizados «hasta que Rusia ponga fin a su agresión y pague por el daño que ha causado a Ucrania».

Si te resulta interesante esta información, comparte para que pueda llegar a más personas, gracias!

228100cookie-checkKiev recibirá en julio 1.500 millones de dólares de activos rusos congelados en Occidente

Deja un comentario