Ziuganov remarcó que la modernización leninista-estalinista hizo todo lo posible para recuperar el imperio que se incendió y derrumbó en la Primera Guerra Mundial, en la forma de la URSS, señalando al mismo tiempo, que fue el Partido Comunista «el primero en sentir el peligro que el fascismo traía a las extensiones de Europa».

Como parte de las actividades programadas en toda Rusia, en homenaje al 76 aniversario del ‘Día de la Victoria’ soviética contra el fascismo, el líder del Partido Comunista de Rusia, Guennadi Ziuganov, compartió con los periodistas algunas palabras sobre el significado de este hecho histórico, en medio de un año electoral y pandemico por el coronavirus.

Bajo el argumento de las restricciones sanitarias impuestas por los contagios de la Covid-19, el dirigente comunista ruso criticó la decisión de las autoridades de no permitir la tradicional procesión de su Partido hacia el mausoleo de Vladimir Lenin y la estatua de Iósif Stalin, limitándose a la colocación de flores en la Tumba del Soldado Desconocido Soviético en el muro del Kremlin, y en el monumento al Mariscal de la Victoria Georgy Konstantinovich Zhukov.

Ziuganov destacó que las personas que acudieron a rendir homenaje a los héroes-ganadores de la segunda conflagración mundia, tuvieron que mantenerse durante más de una hora detrás del cordón policial, como consecuencia del «desmantelamiento de estructuras tras el desfile militar en la Plaza Roja», presidido por Vladimir Putin.

Según declaró el veterano dirigente comunista, «algo similar sucedió en la capital durante el mitin del 23 de febrero (Día del Ejército Rojo). Es decir, ¡las autoridades oligárquicas han demostrado una vez más el miedo que tienen de los comunistas!», enfatizó Giuennadi Ziuganov.

Trás felicitar al pueblo ruso y a sus camaradas, en referencia a la fecha, el líder comunista ruso manifestó, que «si no hubiera sido por nuestra Gran Victoria en mayo de 1945, creo que todos comenzarían el Año Nuevo desde el cumpleaños de Hitler», señaló el presidente del Comité Central del Partido Comunista ruso.

«La Gran Potencia Soviética fue la primera en rebelarse contra el fascismo. La modernización lenin-estalinista hizo todo lo posible para recuperar el imperio que se derrumbó y se incendió en la Primera Guerra Mundial en la forma de la URSS, ¡la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas!», indicó el dirigente comunista.

Zyuganov resaltó el hecho, de que haya sido el Partido Comunista de la URSS, «el primero en sentir el peligro que el fascismo traía a las extensiones de Europa, cubiertas con una costra marróna», aludiendo a la amenaza que representaba el poder militar de la Alemania nazi sobre el resto del continente. «De hecho, en varios estados europeos, los nazis o sus cómplices llegaron al poder», recordó .

Eel líder del PCFR, enfatizó que «solo el país soviético, y Stalin personalmente, apelaron a todo el planeta para detener la plaga fascista y la lepra. Pero las llamadas ‘democracias’ occidentales hicieron todo lo posible para despertar el apetito de Hitler y enviar su horda al Este, contra nuestro gran país», afirmó Guennadi Ziuganov.

«Durante muchos siglos, Occidente ha tratado no solo de conquistarnos, sino también de esclavizarnos. Pero por primera vez en la historia de la humanidad, Hitler nos declaró algo más que la guerra. Según los planes de ‘Barbarroja’, ‘Ost’ y ‘Hambre, nuestro país iba a ser liquidado. El pueblo ruso y soviético iba a ser destruido. Y nuestro territorio se dividiría entre Alemania y sus cómplices», aseveró el presidente del Comité Central del Partido Comunista ruso.

Ziuganov resaltó el hecho, que bajo el liderazgo de Stalin, ante el avance de las hordas fascistas sobre el territorio soviético, el líder supremo hizo un llamado al pueblo de la URSS, el 3 de julio de 1941, instando a unirse para defender la Patria socialista, asegurando que «el enemigo será derrotado, la victoria será nuestra!”, señala la cita.

«El eslogan principal se convirtió entonces en ‘¡Por nuestra Patria soviética!’ Los defensores de la Fortaleza de Brest y los guardias fronterizos lucharon bajo ella. Bajo este lema, nuestros soldados defendieron Kiev y Minsk, lucharon por Odessa y Sebastopol. Bajo este lema, defendieron Leningrado y Stalingrado, rompieron el lomo de la bestia fascista cerca de Moscú y en el Oryol-Kursk Bulge», relató el dirigente comunista ruso.

Zyuganov señaló que «este lema suena con orgullo hoy», sin embargo, enfatizó que: «en Europa solo los comunistas se opusieron al fascismo. Lucharon tanto en Francia como en otros países. Pero el rechazo más digno a los fascistas fue el de nuestros hermanos eslavos de los Balcanes. Hitler nunca pudo lidiar con ellos. Y cuando atacó a la Unión Soviética, dijo que después de la derrota de nuestro país, cada segundo yugoslavo sería fusilado y cada segundo exiliado a Siberia. Pero estos planes delirantes no estaban destinados a hacerse realidad«, declaró.

Al evaluar las palabras pronunciadas por el presidente ruso Vladimir Putin, durante su discurso en el desfile militar por el 76 aniversario del ‘Día de la Victoria’ soviética sobre el fascismo, Ziuganov remarcó, que el mandatario «recordó a todos, desde generales y coroneles hasta soldados y enfermeras. Recordó todas las batallas principales, recordó que el coraje del soldado ruso y soviético aseguró la victoria. Pero no recordaba lo principal: ¿de dónde vino este coraje?», recalcó.

«Hablando en la Plaza Roja, tengo que decir sobre tres grandes victorias obtenidas bajo la dirección del Partido Comunista», resaltó Ziuganov, señalando en primer lugar, a la «victoria en la lucha por la restauración de un solo país en la forma de la URSS: la Patria Socialista Soviética«.

Según el dirigente de los comunistas rusos, la segunda victoria liderada por el PCUS «se obtuvo en la lucha contra el analfabetismo. Luego logramos educar a la generación que ganó en el 45», remarcó. «La tercera victoria fue la victoria sobre el tiempo y el espacio. En diez años hemos recorrido el camino que ha recorrido Europa durante casi cien años. ¡Y todo esto se logró bajo la dirección del Partido Bolchevique, el Partido de Lenin y Stalin!«, enfatizó.

«Y no es casualidad que vayamos a las próximas elecciones con el lema: ‘¡Por ​​nuestra Patria Soviética! ¡Por la URSS, por una Rusia socialista fuerte, justa! ¡Por la restauración de la Patria destruida! ¡Por la protección de los trabajadores, trabajadores y campesinos, maestros y médicos, ingenieros, científicos y militares!», argumentó Ziuganov, señalando al mismo tiempo, que «después de todo, son estas siete profesiones principales las que determinan el destino de cualquier estado. Aseguraron la victoria en los campos de la Gran Guerra Patria. Ellos también determinarán nuestras nuevas victorias hoy», manifestó el líder comunista ruso.

«¡El bloque de izquierda patriótica de nuestro pueblo les agradece su lealtad a la Victoria y los grandes valores del socialismo! Y esto es, ante todo, humanismo, justicia y amistad», resaltó el mensaje del presidente del Comité Central del Partido Comunista ruso a los ciudadanos de su país.

Ziuganov recordó, que «todo el siglo XX estuvo marcado por la lucha entre el capital y el trabajo. El trabajo dio a luz al Gran Octubre, el Poder Soviético, la Gran Victoria, un avance en el espacio, la paridad estratégica. Y el capital dio a luz al fascismo, y hoy sigue generando el nazismo y sus crímenes, guerras, hambre, pobreza. ¡Por lo tanto, lucharemos por la patria socialista y definitivamente ganaremos!», concluyó el veterano dirigente comunista.

50920cookie-checkPartido Comunista ruso indicó: «sin la Unión Soviética no habría sido posible derrotar al fascismo»

Deja un comentario